Justo delante de CES 2020Samsung ha quitado las envolturas de lo que podría ser el monitor de juegos más popular del año. El nuevo monitor de juegos curvo Odyssey G9 luce una enorme pantalla QLED ultra ancha de 49 pulgadas y una frecuencia de actualización de 240Hz, y parece que vino del futuro.

Con un elegante diseño blanco acentuado por un anillo azul en la parte trasera, el G9 parece pertenecer al Portal de videojuegos tanto como a tu rincón de juegos. Esta gigantesca pantalla luce una pantalla QLED de 49 pulgadas con relación de aspecto 32: 9 en una rica resolución dual quad HD (5120 x 1440), así como una curva de 1000R.

Samsung también promete una frecuencia de actualización de 240 HZ y un tiempo de respuesta de 1 ms, lo que significa que debe esperar velocidades de cuadro nítidas y un retraso de entrada mínimo cuando juegue juegos competitivos. El G9 es compatible con Nvidia G-Sync y AMD Radeon FreeSync 2, por lo que no debería tener que preocuparse por el desgarro de la pantalla, independientemente de la marca de GPU que utilice.

(Crédito de la imagen: Samsung)

Si necesita algo un poco más modesto, Samsung también está lanzando un nuevo monitor de juegos Odyssey G7 en variaciones de 32 y 27 pulgadas. Estas pantallas curvas tienen pantallas estándar QLED 16: 9 a 2560 x 1440 con las mismas frecuencias de actualización de 240 Hz y tiempos de respuesta de 1 ms que su hermano mayor.

Con su aspecto llamativo y su conjunto de funciones apiladas, el Samsung G9 podría terminar siendo uno de los mejores monitores de juegos allí afuera. Esperamos ponerlo a prueba cuando se lance a finales de este año.

  • Avance de CES 2020: todo lo que necesita saber

Obtenga acceso instantáneo a noticias de última hora, las mejores críticas, grandes ofertas y consejos útiles.

Gracias por registrarse en Tom's Guide. Recibirá un correo electrónico de verificación en breve.

Había un problema. Actualice la página y vuelva a intentarlo.

Sin spam, lo prometemos. Puede darse de baja en cualquier momento y nunca compartiremos sus datos sin su permiso.